María Amparo Nacher Casanova, una chef de vértigo

Cupido le lanzó una flecha, uniéndola para siempre a la cocina.

En esta ocasión nuestro tiempo lo vamos a dedicar a una persona que apareció en nuestras vidas siendo una pequeña joven que creció enamorándose día tras día cada vez más de la cocina y convirtiéndose en una gran chef. Muchos le llaman Amparo, otros muchos Mª Amparo y otros tantos Nacher aunque su nombre completo es Mª Amparo Nacher Casanova. Señores y señoras apúntense este nombre porque es una gran estrella en su mundo, la cocina.

Nacida un 13 de julio de hace 36 primaveras, en su amada Valencia, que la lleva allá dónde va por bandera. Orgullosa de sus productos de la huerta, de su garrofón, de sus naranjas, de su arroz, de su chufa, de su pescado fresco del Cabañal, su amado Cabañal, siempre fiel al producto.

Honesta, espontanea, sincera, risueña, tenaz, constante, trabajadora, un sin fin de atributos que decir pero sobre todo amante de su pasión, hacer obras de arte con los mejores productos.

En LuBe Gastro no hemos querido perder la oportunidad que nos ha brindado Amparo para hacerle una entrevista, cuando un día nos mandó un vídeo de cómo hace ella la paella valenciana, por cierto de la mejores que hemos probado y no es peloteo. Abusamos de su cariño y nos contestó unas cuantas preguntas con toda la espontaneidad que ella desprende.

¡A saborear  tanto la entrevista como nosotros!

LuBe: ¿Cómo y cuándo decidiste dedicarte al mundo de la hostelería?

Amparo: bueno, fue cómo un flechazo…con 18 años empecé a estudiar empresariales, y tras unos meses estudiando y ver que no era lo que yo quería estudiar, me incliné por hacer un cursillo breve de cocina, en una cocina profesional y en cuanto entré en esa cocina, el corazón me latió de una forma que me di cuenta a lo que quería dedicarme en mi vida, a la cocina.

LuBe: ¿Qué momento recuerdas como el más duro? ¿y qué aprendiste?

Amparo: Bueno, el aprendizaje en el extranjero ha tenido momentos duros…pero el que más recuerdo fue el día en que uno de los jefes de cocina donde a poco de empezar a trabajar en París, se dirigió a mi, chillándome como un loco. Y estuve a punto de irme, y… fíjate que no me fui, por mi profesionalidad, pensé que me iría después del servicio. Lo que aprendí primero, que en cocina, nadie tiene la potestad de alzarte la voz, sea quien sea, que no volvería a pasar que alguien me tratara así y después aprendí de la importancia del compañerismo, mis compañeros me arroparon de una forma excepcional cuando esto sucedió. Y por eso nunca llegué a irme.

LuBe: ¿Y el momento de mayor felicidad en la cocina?

Amparo: posiblemente mi mayor felicidad es ver que tu trabajo tiene una bonita repercusión y un agradecimiento directo del cliente. Soy feliz cocinando, así que puedo decir que todos los días puedo y llego a sentir felicidad. Pero si hablamos de un momento puntual de felicidad, fue llevar junto a Brad, amigo de profesión, la cocina de un restaurante y conseguir mención en la guía Michelín, además de ver cómo los clientes volvían al probar nuestra oferta gastronómica.

LuBe: ¿En qué restaurantes has trabajado?

Amparo: Empecé en Valencia, hice un breve tiempo en una arrocería de el Palmar, pero empecé en el restaurante Torrijos, instalado en el hotel Westin, después trabajé en el Submarino durante el periodo estival cuando estuve sacándome el superior de hostelería, después me fui a trabajar a Francia… estuve dos años en París donde trabajé con Christophe Pelé en la Bigarrade y después en el Palace four season George V.

Volví a Valencia para coger un proyecto con mi amigo Brad Hyde, llevar la cocina de Alma del temple en el hotel Marqués de Caro en Valencia, durante año y medio estuvimos allí.

Cuando se terminó la andadura por Valencia, decidí que quería aprender el inglés, me fui a Londres (Inglaterra) allí estuve dos años por los que pasé por Corrigan’s Mayfar, el restaurante Tipyng room y por último el restaurante japonés Roka, del grupo Zuma.

Por motivos personales recalé en Granada y estuve trabajando en el restaurante San Nicolás, como jefa de cocina, y de ahí ya me fui a Barcelona, donde estuve instalada 5 años y pasé por el restaurante Tragaluz del grupo Tragaluz de Rosa Esteva, el Informal de Marc Gascón y hotel Wittmore.

La pandemia me hizo regresar a mi ciudad y tras un verano trabajando en Calpe (Alicante), como jefa de cocina en Mare de José Manuel de Miguel, volví y estuve en Kibō, y ahora, tras una llamada de mi amigo de profesión, Paco Pallardó, estoy trabajando como su mano derecha para el grupo sucursal, en La Marítima de Veles e Vents.

LuBe: Sabemos que has estado trabajando en muchos ciudades diferentes, ¿cuál consideras que te ha marcado más? Y cuéntanos alguna anécdota que recuerdes con cariño.

Amparo: Anécdotas? Hay muchas y más en el extranjero! Me acuerdo en Francia, no sabía prácticamente hablar francés, cuando hice la entrevista en el Palace, recuerdo mucho nerviosismo porque nunca había visto una zona tan adinerada o incluso el hotel tan lujoso y elitista, que el hotel llega a tener hasta objetos exclusivos… el Siam de la entrevista, empezó la entrevista y yo a todo le decía que si u observaba a RRHH o al sous chef, un hombre mayor, al final de la entrevista ellos se dieron cuenta que poco hablaba pero el sous chef me cogió porque le gustó que yo, al hablar con él, le mirara a los ojos… fue así como empecé a trabajar allí.

O en Londres, igual, llegué y el segundo día ya tenía un trabajo porque me vieron trabajar y el equipo de Corrigans decidieron que tenía que ir al gastronómico. Anécdotas de malos entendidos ha habido muchos por ejemplo, un fías con una compañera me ofreció Coca Cola y mi pronunciación no era exactamente decir Coca-Cola jajaja, era algo más picante!

Y sobre guardar cariño, que no son anécdotas quería apuntar que guardo mucho cariño a Óscar Torrijos, por ejemplo, quién me dio la oportunidad y la llave para entrar a un restaurante realmente gastronómico. Hace décadas era muy difícil entrar en uno de ellos, había mucha demanda por entrar y me siento privilegiada de haber entrado siendo una niña al gran equipo que por aquel entonces tenía.

O..la oportunidad que me dio un dos estrellas Michelín de París de la mano de Christophe Pelé..uno de los chefs que más me ha marcado, por no decir, el que más en mi carrera profesional. Pero es cierto, que he tenido muy buenos jefes de cocina, y ahí me siento también privilegiada, no todos han tenido la oportunidad de trabajar con ellos.

LuBe: ¿Cuál es el cocinero al que más admiras?

AmparoDaniel Humm, Chef de Eleven Madison Park.

LuBe: ¿Cuál es tu plato favorito?

Amparo: Difícil decirte uno, pienso que siempre hay un plato perfecto o una comida perfecta para cada perfecto momento.

LuBe: ¿Y tu mejor receta?

Amparo: ¡¿Mi mejor receta?! ¿Te refieres a la que mejor hago? Bueno, me gusta mucho las recetas que son equilibradas, finas y que se complementan con los otros productos del plato..pero si me dices, bueno! He de decir que me salen muy bien los arroces!! jajaja.

LuBe: ¿Cuál crees que es el futuro en términos gastronómicos?

Amparo: bueno, estamos en un momento de cambios, y complejos, en el que también se diversifica mucho la oferta gastronómica hoy en día, por decirlo de una forma sencilla, hay cocinas para todos los gustos. Así que aumenta la competencia y entra mucho en juego las redes sociales, el publicitarse, el marketing de la empresa para captar clientes.

LuBe: ¿Qué piensas del marketing digital gastronómico? ¿Es importante?

Amparo: es una herramienta más de llegar a los clientes, gracias a sus técnicas de captación de clientes, gracias a sus estrategias pueden hacer aumentar al menos, el interés de muchos clientes potenciales, estamos en un mundo de consumismo, de mucha competencia y este tipo de iniciativas hacia el restaurante o empresa hace que el/la empresario/a o grupo pueda llegar a sacarle más rendimiento a su empresa, que tenga una pantalla más amplia para llegar al cliente.

LuBe: ¿Qué consejo le darías a los que empiezan en este mundo de la hostelería?

Amparo: Bueno, consejo, hay dos cosas fundamentales y creo que en cualquier trabajo u oficio que se tenga se ha de dar..y es que siempre digo que tengan ilusión y ganas de aprender y trabajar y todo se dará.

Y por otro lado, cuando algún cocinero empieza conmigo en la cocina, sea cual sea su edad, siempre les digo que mis principios base son el orden y la limpieza, y si tienen y trabajan estos dos principios pueden llegar a trabajar en cualquier lado, sea en un bar, cafetería, restaurante o restaurantes de 1,2 o 3 estrellas Michelín.

LuBe: ¿Algún mantra que tengas antes de empezar el servicio?

Amparo: algún mantra? Bueno, cuando suelen ser servicios vertiginosos, me refiero que estamos muy llenos, me gusta decir; chicos, buen servicio! O rock and roll, o “vamos pa’ llá”

Al final es soltar algo para generar confianza o relajar el ambiente.

LuBe: Muchas gracias Amparo por contestar con tanta sinceridad y espontaneidad nuestras preguntas y dedicarnos un espacio de tu tiempo. Te seguiremos de cerca para seguir disfrutando de tus obras de arte en la cocina.

Esperamos que hayáis saboreado este artículo sobre esta persona tan maravillosa tanto como ser humano como profesional. Y os recomendamos que si no conocéis sus obras de arte vayáis a probarlas y apostamos que ella será lo que quiera ser en este mundo.

Aquí os dejamos un vídeo de como hacer la paella valenciana, con todo el amor con el que hace todas sus recetas, esperamos lo disfrutéis y lo pongáis en práctica, tal vez nos convirtamos en buenos arroceros.

¡¡¡Que tengáis buen servicio!!!

Comparto mi pasión por la innovación y las tendencias del sector, ofreciendo estrategias prácticas para negocios de hostelería. Mi objetivo es fusionar mi amor por la comida con el marketing, aportando contenido valioso y relevante.

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

Responsable: LuBe Gastro Finalidad: Envío de información solicitada y presupuesto gratuito. Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: LuBe Gastro recibirá los datos para gestionar las peticiones de información. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como los otros detallados en la política de privacidad.

Call Now Button